La magia de los oráculos

publicado en: Bitácora | 0

Desde muy pequeñas tenemos un contacto inmediato y natural con energías más sutiles, si bien el aspecto racional se desarrolla a pasos agigantados, de buenas a primera sentimos conexión con mil formas de lenguajes. Estoy segura, lo recuerdes o no, que vos también!

Esos lenguajes diversos y fantásticos pujan por ser traducidos y en la búsqueda por traducirlos aparece también lo simbólico y en lo simbólico el oráculo.

Muchas, ya de niñas, desde lo lúdico, al estilo “el juego de la copa” conectábamos con lo misterioso, oculto y desconocido. Nuestro Yo Creativo busca de manera intuitiva casi así como el perro al hueso, una herramienta que ayude a traducir todo el mar de revoluciones que se da entre fuego, como un espejo para la magia del Yo Sabio, salvando siempre.

Luego, nos movemos en el mundo de lo racional, pisa cada vez mas fuerte lo académico, y solemos dejar estos espacios de lado, por ser considerados como juegos tontos. El único acercamiento que tenemos al oráculo es entregándolo en manos de otros o simplemente ignorando la existencia.

Son muchas las veces, que necesitamos guía, contención, claridad, consejos o simples señales. Los oráculos hacen resonancia  con los requerimientos del momento en que es consultado, y estos lenguajes sagrados son fabulosa guía y compañía de auto-conocimiento. Es momento de recuperar esta magia!

Podemos comprender la noción de oráculo pensándolo como un mensaje o respuesta que ya utilizaban los romanos y griegos, los chinos y pueblos nórdicos, hasta nuestros pueblos originarios. El oráculo, si te permitís escuchar, te habla acompañándote y potenciando tus posibilidades de aprendizaje y superación,  para el mayor bien.

Te confieso que al inicio puede resultar complejo o quizás busques adjudicarle un poder predictivo, pero con el tiempo y la práctica será una guía, aconsejándote desde el amor y la sabiduría.  Por lo cual el oráculo es aun más inmenso.

Para escuchar el verdadero mensaje, es importante sentir Respeto sea cual fuere el oráculo que elijas. Por ejemplo:

  • El I Ching, libro de los cambios o las mutaciones de origen chino
  • El Tarot, el más reconocido de Marsella de origen europeo (Italia y Francia)
  • las Runas Vikingas, de los pueblos escandinavos y toda la zona nórdica

También existen diferentes oráculos más contemporáneos como las Cartas de los Ángeles, de La Diosa o de Osho, el Péndulo,  entre miles más.

Para consultar un oráculo, te doy algunos consejitos útiles:

  • Un momento con y para vos.
  • El silencio en tu mente. No consultar ansiosa, sobresaltada, no entenderás el mensaje
  • Sahumerio, cascaras, hojitas secas o aceites. Te recomiendo palo santo, lavanda, incienso, sándalo dulce, menta o romero. El que resuene o el que tengas está bien!
  • Mantras o cualquier música que te ayude a concentrarte en el aquí y ahora. El sonido de la naturaleza es el mejor!

Conecta con estas sensaciones:

  • Toma tu oráculo, conecta a tus sentidos con él, con ese momento exacto en que tus manos, tus energías hacen tacto con él. Sentí ese instante,
  • Preguntas claras, planteándolo como una cuestión a tratar y no una duda a contestar.
  • Utiliza la poderosa técnica de la visualización, mientras entras en contacto con el oráculo, si es necesario con los ojos cerrados, imagínate tranquila, sonriente y radiante, sintiéndote en paz y abundancia y saca una carta o una pieza, para que pueda contestarte con un consejo que te guie en el proceso y así lograr esa sensación de bienestar y plenitud.
  • Utilizarlo para que te guie en tus logros, imaginando tu propósito realizado, así el oráculo nos brindara la respuesta. Por ejemplo ¿Cómo me fue posible superar tan eficaz y rápido “x” situación?
  • Tomar el oráculo para que te guie en una conversación, reunión, antes o después, para abrir mas consciente o hacer un cierre donde ver con claridad el aprendizaje, lo verdaderamente nutritivo y claro.
  • Lleva siempre un cuaderno, una libreta, donde puedas apuntar la fecha, el tema o lo que estaba rondando en ese momento y el mensaje que salió. Puedes dibujarlo, transcribirlo o escribir las reflexiones que hiciste al respecto. Llevar una bitácora de tu trabajo y relación con el oráculo te volverá un experto en el tema, adquiriendo un amigo leal y verdadero.

El oráculo te dará herramientas, practica para poder escuchar con el corazón y no con el ego. La acción y actitud que tomes en los diferentes procesos que se vayan presentando a lo largo de la vida, es totalmente tu responsabilidad.

Con el tiempo te será más natural y emprenderás un camino donde cada vez con más claridad escuches el mensaje de los maestros, dioses y guías, sintiéndote en armonía con la voz amorosa de tu interior. Empecemos este viaje juntas!